Hummus de aguacate

h44

Menudas ganas tenía de poder poner una recetilla. No es gran cosa, pero es algo muy apañado para preparar como entrante o aperitivo. A mi me gusta tanto el hummus, que lo puedo poner como acompañante a unas pechugas a la plancha. De comerlo a cucharadas sabe mucho mi primita Cris 🙂 Bien, llevo muchas noches seguidas soñando con mi padre. En varios sueños le veo cocinar, con su paño de cocina al hombro y cantando alguna canción en árabe. Es de él de quién aprendí a preparar cosas como estas. El hummus lo bordaba, así que he incorporado aguacate, que es algo que le encantaba con un poquito de sal y limón. Bueno, vamos a “hummusear”.

Ingredientes para 4 personas:

2 puñaditos de garbanzos

1 diente de ajo

Zumo de 1 limón

1 aguacate maduro

Sal y pimienta negra

Cominos molidos

h1

Muchos pensaréis que falta la tahina. No la he utilizado ya que el aguacate le proporciona esa cremosidad. Gracias al aguacate, este aperitivo es rico en vitamina C, ácido fólico y vitamina E entre otras propiedades. .

Es muy sencillo de preparar. Cocéis los garbancitos o utilizáis ya cocidos previamente lavados. Lo metéis en una jarra de batidora junto con el zumo del limón, la sal y la pimienta y el diente de ajo.

Trituramos todo y al abrir añadimos como 2 dedos de agua y el aguacate. Volvemos a triturar y una vez listo podemos presentarlo en la propia piel del aguacate.

h3

Decoramos por encima con unos garbanzos enteros y un chorrito de aceite de oliva virgen extra y a por ello 😉 No he podido evitar recordar al abrir el aguacate como mi padre me decía si estaba maduro o no, como se abría, su maña para sacar el hueso… Pero cuánto te echo de menos.

A veces también cantábamos en castellano ¡y menudo castellano rico! 🙂

“El falsete de un te quiero pegado a
tu voz, que bendición”

Hummus ( حمٌص )

ImagenAquí tenemos para mi gusto el clásico de los platos árabes, algo que nunca puede faltar en una comida familiar, el Hummus. En árabe Hummus significa garbanzo. Se trata de un plato muy rico y sano, hecho mediante garbanzos cocidos. También vamos a utilizar tahina, que es una pasta hecha a partir de semillas de sésamo. Vamos con este entrante:

Ingredientes para 2 personas:

  • 210 gr de garbanzos
  • 4 dientes de ajo machacados
  • 4 cucharadas de tahina
  • El zumo de 1 limón
  • Sal

Para decorar:

  • Pimentón dulce
  • Comino Molido
  • Perejil fresco
  • Garbanzos cocidos
  • Aceite de Oliva Virgen Extra

Imagen

Tendremos los garbanzos en remojo desde la noche anterior. Al día siguiente los cocemos hasta que estén bien tiernos. Si no disponéis de tiempo podéis utilizar garbanzos ya cocidos, queda igual de rico y quita mucho trabajo. Ponemos los garbanzos, el zumo de 1 limón, el ajo machacado, media cucharadita de sal y como dos dedos de agua en la jarra batidora. Trituramos todo bien como 1 minuto. Si vemos que queda muy compacto añadimos otro poquito de agua. Tiene que quedar este aspecto:

Imagen

Ahora vertemos nuestro Hummus ya hecho en un cuenco y vamos girando el plato para darle una bonita forma. Decoramos con el perejil, los garbanzos cocidos, el comino molido y el pimentón dulce. Regamos con un chorrito de Aceite de Oliva Virgen Extra y servimos bien fresquito. Esto está de muerte, no puedes evitar cogerlo a grandes cantidades, ya que su textura tan suave es un verdadero placer. Espero que os animéis a hacer esta receta, pues es bien facilita.

Imagen